Al alba de lo cercano

Vendrá la aurora cada mañana A decirme que la luz esparce la vida Que el cielo teje la plenitud De los pájaros que lo vuelan Y que el tiempo es raíz y rama En el exilio de la nostalgia Cada amanecer perdura en mi mirada La mimbre de la esperanza y la ternura El azúcar de la memoria deslumbrada, Donde guardo los besos de ...

Retrato de mujer

Poema dedicado a la fotografía de Javier Castaño Cada color, un salto al aire sin obstáculos, sin límites naturales, un viento desbordado convertido en esencia  que reside en el sueño. Cada esquina del cuerpo un tiempo vital, por un instante, un silencio de aire, atravesando las horas de la melancolía, una figura deshecha de luz y mágica que recompone el sueño sobre el ...

De qué Hablamos. (A Yvette Vickers)

¿De qué hablamos cuando hablamos de soledad? ¿De un baúl de recuerdos que ninguna mano se atreve a abrir? ¿De una boca que se mueve -sube y baja, es roja, es negra- pero se ahoga en la sequía de las cuerdas vocales? Hablamos, supongo, del té que se enfría hasta dolernos mientras un alfiler de desgano atraviesa la telenovela de las cinco. Alquilar los ojos para llorar una ...

La fuente del desdén

Todavía hay vino azul en la alacena y frío en los ojos del olvido. Las yeguas de la niebla revolucionan el bosque y sus estrellas. Las rodillas protegidas por un manto de nostalgia. Una fiesta de azafrán en la memoria y la calma del agua provocan el deseo de la huida. Los pájaros del vacío recorren las hogueras de los hombres a la ...

Contrafábula

El mundo está repleto de insectos ahorradores, hormigas laboriosas, arañas tejedoras, listos escarabajos que atesoran estiércol y otras santas inmundicias, y orugas que se guardan, por guardar, a sí mismas. Así que tú, cigarra, cómplice del verano, prima hermana del grillo, no pares de cantar, rompe la tarde, pon música a la siesta. No hagas caso a la hormiga, que reviente de grano su despensa. Cigarra amiga, ...

Paciencia y desazón.

Hooper. Habitación Irina se sentía segura en la sala de control; era el único lugar de Madrid dónde se encontraba  a salvo. Las cámaras que vigilaban los pasillos y andenes del metro le daban un poder y una serenidad que no había logrado alcanzar en ningún otro lugar. Le hubiese gustado vivir en el centro de ...

Proclamo la victoria de la muerte (Del desasosiego)

PROCLAMO LA VICTORIA de la muerte: hoy campará su hielo y su risa de cal, sobre nuestros cadáveres tan muertos. Cuando la sangre alcance las estrías de la tarde, y el último goteo del aire bese el calderón final de este adagio de lágrimas y lepra, el silencio será el postrer silencio, un silencio que flota ...

Lo raro es vivir

Gesto que alimenta la palabra, color de sentimientos, risa y quietud entre la piel, reflejo de un ritmo en siluetas, tela que envuelve los sentidos, magia en el segundo de la idea, foco en la sombra de la luz, letras en el viaje de un sueño, vida y muerte en la sequedad del viento, marioneta de verdes en el poso de las horas, extraña sintonía ...

Sin rúbrica y sin gesto

Como si nunca hubiera sido mía, dad al aire mi voz y que en el aire sea de todos y la sepan todos. Claudio Rodríguez Del poemario Don de la ebriedad AHORA que el miedo azul tirita sobre el mundo, ahora que nuestro abismo está tan cerca, ahora que el polvo ensucia todo el aire y las lágrimas riegan los sudarios, mi voz pierde ...

Poemas

Íntimo Dejo en el aire mi mochila y me aproximo a ti, llevo solo un abrigo sin bolsillos y los ojos lavados. Puedo olvidar hasta dejar los armarios vacíos. Te escucho, te espero y aprieto tu mano. A la zaga Cuántas veces quise caminar a tu paso, jadeaba al principio después, te observaba de lejos. Me quedé atrás y encontré mi camino; tú subías, yo era la montaña.