‘LA INVENCIÓN DE LAS CONSTELACIONES’, DEL NICARAGÜENSE FRANCISCO DE ASIS FERNÁNDEZ. POEMAS, ENTREVISTA Y CARTA DE RAÚL ZURITA

 

 

1 El poeta Francisco de Asís Fernández

 El poeta Francisco de Asís Fernández

Crear en Salamanca se complace en publicar cuatro poemas del último libro publicado por Francisco de Asis Fernández  (Nicaragua, 1945), poeta, promotor cultural y presidente de la Fundación Festival Internacional de Poesía de Granada. Ha publicado los libros: A Principio de Cuentas (Poesía, 1968) con ilustraciones de José Luis Cuevas; La Sangre Constante (Poesía, 1974); En el cambio de Estaciones (Poesía, 1982, con ilustraciones de Fayad  Jamís); Pasión de la Memoria (Poesía, 1986); Friso de la de la Poesía, El Amor y la Muerte (1997); Árbol de la Vida (1998); Celebración de la Inocencia (Poesía Reunida, 2001); Espejo del artista (Poesía, 2004), Orquídeas salvajes (Poesía, 2008); Granada: infierno y cielo de mi imaginación (Poesía Completa, 2009) y la antología de poemas Poesía Política Nicaragüense, editada por el Ministerio de Cultura de Nicaragua.

 

Tanto estos poemas, como la carta de Zurita (vinculado a Salamanca por su participación en la Cumbre Poética Iberoamericana de 2005) han sido enviados por el poeta nicaragüense Humberto Avilés (quien estudió Derecho en la Universidad de Salamanca y participó en el Encuentro de Poetas Iberoamericanos de 2013). También publicamos una entrevista aparecida inicialmente en el periódico La Prensa y que fue hecha por la periodista Marta Leonor González.

 

Respecto a los vínculos con Salamanca, el poemario también contiene dos cartas de poetas españoles: María Ángeles Pérez López y  Juan Carlos Mestre (participantes de los encuentros de Poetas Iberoamericanos de Salamanca), además de la ilustración de la portada hacha por Mestre.

 

Las pinturas son del reconocido artista Miguel Elías, profesor de la Universidad de Salamanca.

 

 

2

 

 

INVENCIÓN DE LAS CONSTELACIONES

 

Todos los días salgo a contemplar la inmensidad del universo

y a buscar en la noche las grietas del Cielo

por donde entran y salen los ángeles gigantes,

los pasadizos por donde entró Luzbel cuando regresó como hijo pródigo

a pedir el perdón de su padre.

Los ángeles conocen cada rincón del universo

porque ellos hicieron las rutas de la rotación de los astros,

inventaron las constelaciones,

pintaron los colores de las galaxias con la fantasía celestial

de sus sueños

y le pusieron a las estrellas  el delicado brillo que tienen.

Hay cientos de millones de ángeles vigilando la armonía del universo,

y hay cientos de millones de ángeles en el cielo

contemplando la ruina del hombre y la mujer en la tierra.

 

3

 

 

 

LA ALONDRA

La alondra vino al mundo antes que los dioses
y de su canto dulce nacieron la ambrosía y los sueños.
La alondra le canta a los espíritus del fuego, del aire,
del agua en los manantiales
y al espíritu de los árboles de la tierra,
y le canta al cielo cuando vuela.
La alondra nació en una pequeña laguna de la nada
en el negro infinito
antes que las chispas que saltan de la rueda de un afilador
crearán las estrellas,
antes de que aparecieran las islas blancas
para que una mujer con labios azules
imitara el canto de la alondra.

 

4

 

 

 

¿POR QUÉ ESTÁS EN MIS SUEÑOS?

 

 

 

¿Por qué estás en mis sueños

y desapareces cuando despierto en el desierto ?

¿Por qué gritas mi nombre desde la alta colina

y mis labios no saben pronunciar el tuyo?

¿Por qué yo te obsequio un jardín lleno de flores

y tú te pintas ojeras con mi sangre?

Por montañas y llanuras encontré canela, albahaca,

orégano, vainilla, yerbabuena, perejil,

para ponerle sabor a mis labios…

Pero tú, odioso amor, sólo desapareces, sólo me despiertas.

 

 

5

 

 

PRINCIPIO DEL MUNDO

  A mi hijo Camilo René

 

 

 

Todos los días el amanecer es el principio del mundo.

La vigilia emerge desde la profundidad de la noche

ordenándolo todo con la virtud de la luz y de la vida.

Se repite el litigio sordo en la separación del bien y el mal,

el desarraigo del infierno y el advenimiento del amor y la culpa.

 

Todos los días el ángel baja de los estados del cielo

y cierra las alas que le molestan en las estrecheces de la tierra.

Viene con un ligerísimo vestido dorado con dibujos de pájaros y flores

escritos con oro y bermellón para disipar las tinieblas

con sus pechos erguidos como dos copas boca abajo,

firmes y suaves como el musgo de los arroyos

y solo cubiertos por un velillo con el sutil perfume de ropa guardada.

 

Tierno y flexible cual una rama de sauce y una hebra de seda

el heraldo de la fortuna es un signo celestial

brillando en el aire y reflejándose en la tierra,

que hace dibujos imaginarios en el cielo

y refleja una ilusión óptica cósmica en la tierra

en escenas de avaricia, venganza, de locura, de lujuria,

de la historia ensimismada de la carne.

 

Todos los días el amanecer

es la hora de macizos de rosales iluminados por una luz débil

rodeada de tinieblas y potreros marinos.

Cuando ella me dice: “Te ofrezco la rosa de mis labios”,

en el envés del mundo un cuervo lanza presagios desde los adarves

al escabroso y áspero corazón de una belleza desdeñada

y hay mujeres lavando ropa en los ríos

que más bien parecen espíritus de pájaros dignos e insolentes,

fantasmas sombríos con plumas salvajes.

 

El hombre no es nadie en el espejo del ángel,

no tiene voluntad en su sombra.

Habla más palabras de las que entiende

y en el lenguaje de  los ojos

se ve una pobreza consolada por los versos.

 

 

Francisco de Asis (chichi)Fernandez, poeta y escritor Ncaraguense.Pantasma 2 de febrero del 2015. Foto LA PRENSA/Manuel Esquivel

Francisco de Asís Fernández. LA PRENSA Manuel Esquivel

 

 

 

 

FRANCISCO DE ASÍS FERNÁNDEZ RECORRE SUS CIELOS E INFIERNOS EN SU NUEVO LIBRO

 

Entrevista de Marta Leonor González

 

 

El cáncer no lo paralizó ni las otras enfermedades que padece. Francisco de Asís Fernández, a sus 71 años es un poeta activo. Estrena su libro de versos, La invención de las constelaciones, una edición bilingüe (inglés y español) que ya circula en las principales librerías del país. La edición traducida por Stacey Alba Skar Hawkins, con comentarios e ilustración de portada del escritor español Juan Carlos Mestre, reúne sesenta poemas y además es prologada por el poeta cubano Víctor Rodríguez Núñez, ganador del Premio de poesía Loewe en el 2015, y del bardo mexicano Marco Antonio Campos, así como una carta a manera de presentación de la académica española y poeta María Ángeles Pérez López. Un libro cuya naturaleza se alimenta de los recuerdos y se plantea como una lista autobiográfica de los principales hechos en la vida de Francisco o como dice Rodríguez Núñez: “Es autocrítico… evalúa su vida sin la menor conmiseración”. En un breve diálogo Francisco de Asís Fernández, director del Festival Internacional de Poesía de Granada,  recorre su vida través de la poesía, reflexiona lo que le dejan sus días de enfermo, una revolución a la que llegó “con una alforja de pasiones de ilusiones”, como bien dijo.

 

¿La invención de las constelaciones qué nos dice con ese título?

Tengo algunas anotaciones sobre este libro y el título, que tiene que ver con la ilusión y no con la razón. Es de un instinto de reserva espiritual, pretende sustraerse de luchas políticas ideológicas, es una poesía de un animal humano. Es una poesía con la que pretendo retomar mi poesía inicial, en el sentido de sacarla de las preocupaciones inmediatas de la traición de los sueños. Es una poesía que celebra el milagro de la vida, el milagro de la creación del mundo, del firmamento, de las constelaciones, y las creaciones del hombre y su imaginación. En una sociedad es tan grave la falta de libertad sexual como la falta de libertad política. Mi poesía tiene un fácil acceso a la irrealidad o más bien tiende a perder la noción de la realidad o las confunde. La poesía es el principal alimento del espíritu. El idioma, la palabra del ser humano, la sociedad, tienen una base fundamental que es la poesía.

 

Regresa a los orígenes

¿Cuando dice que quiere regresar a los orígenes de sus primeros versos a qué se refiere?

Después de que empecé con la poesía, a amarla, a vivir por la poesía, me tomó por asalto mi voluntad la política y entonces empecé a dar las razones de la poesía a la política, y de pronto, la política empezó a tomar el lugar de la poesía en mi vida, y entonces la poesía política o la política más bien sustituyó toda la libertad de creación, toda la ilusión con la razón.

 

¿Se arrepiente dejar entrar la política en su poesía?

Creo deben tener vidas independientes, de pronto pueden encontrarse, pero nunca sustituirse, nunca.

 

 

7

 

 

 

 

Las enfermedades

¿Cómo ha sido el proceso de creación a partir del cáncer que padece?

 

No padezco solamente un cáncer. Un derrame cerebral, después me han dado otros derrames pequeños y uno en un ojo, el cáncer, después el problema de las vértebras que me operaron porque me aprisionaba la médula y ahora continúan aprisionándome los nervios. Padezco dolores terribles y de unos fríos en el brazo espantoso. Tengo problemas en la espalda, artritis, soy un tipo ya muy cerca de la muerte y eso me llevó a darle más pensamiento a mi vida, más reflexión a la utilidad de mi vida, a la utilidad de la vida misma.

 

¿El dolor cómo se refleja en su escritura?

En mayores ilusiones, en la medida en que se deteriora mi salud, mis ilusiones son más grandes y la fe en la poesía es más grande. Creo que la poesía es más necesaria en el mundo y yo la vivo en este momento de enfermedad, ella me mantiene vivo.

 

¿Con este libro cómo le gustaría que le recuerden?

Sigo escribiendo, llevo la mitad de otro libro y creo que voy llenándome más de ilusiones y de fe en la poesía. Todo poeta tiene la ilusión de ser leído, de ser recordado por sus ilusiones, por sus grandes empeños. Hay un viejo dicho que en este caso con el poeta el dicho tiene contradicciones, que dice “hechos son amores y no buenas razones”, el poeta tiene buenas razones para tener ilusiones y no para tener hechos, el poeta tiene hechos, su poesía, su obra.

La obra del poeta tiene un acceso muy fácil a entenderse con la vida del poeta.

 

En el Frente Sandinista

 

¿Cuál cree que es su obsesión en este poemario?

Creo que es un gran manual de mis ilusiones, me parece que estoy completamente seguro que volví a encontrar el camino correcto de la poesía.

 

¿En algún momento perdió el camino?

Siento que de pronto me llené de confusiones y dentro de todas esas confusiones salía el poeta sin ataduras sin confusiones, pero de pronto me volvía a enredar, me volvía a perder en el camino. Creo que no me arrepiento de nada, le puse mucha pasión, y entrega y mucha verdad a mi vida cuando estuve en la política, cuando estuve en el Frente Sandinista de Liberación Nacional; no pasé por el frente con una alforja de mentiras, pasé con una alforja de pasiones de ilusiones de tal manera que empezaron a sustituir todas las creencias de la poesía.

 

¿Conserva esos ideales del sandinismo?

En mi vida siempre van a estar los ideales de la justicia de la igualdad, de la riqueza espiritual de la solidaridad humana, sino tampoco podría escribir poesía. Uno tiene que creer en el ser humano y siempre se tiene que creer en la justicia social.

 

8 Rubén Darío, dibujo de Miguel Elías

 Rubén Darío, dibujo de Miguel Elías

 

En familia y en el festival

 

 

¿Qué representa Dios en su vida?

Dios es el poeta más grande del universo. Capaz de crearnos, capaz de inventar las constelaciones.

 

¿Cómo ha vivido la familia?

Es un aprendizaje profundo y permanente del amor, y de aprender cómo corregirse.

 

¿Qué simboliza el Festival Internacional de Poesía de Granada?

El obsequio más grande que un grupo de amigos entre ellos vos, la Gloria, el obsequio que le pudimos dar a nuestro país. Es un legado espiritual.

 

¿La Revolución Nicaragüense qué le dejó?

La más grande oportunidad que tuvimos de realizar muchos sueños.

 

¿Qué le dice la palabra Nicaragua?

Me dice todo. Antes creía que Granada era tan importante como Nueva York, París, Madrid, cuando estaba pequeño no creía que existiera una calle más grande, ni más hermosa que la Calle Real, creo que ahí forjé mis sueños en Granada en Nicaragua. He salido muchas veces de Nicaragua, he vivido muchos años fuera, he vivido en Estados Unidos, Europa, diferentes partes de América Latina y nunca pensé que iba a quedarme en ninguna parte, siempre pensé que siempre tenía el pie de regreso en Nicaragua.

 

¿Un libro importante en su vida?

Las venturas de Marco Polo me impresionaron mucho. También está El Quijote, la Biblia que es un libro al cual uno siempre regresa y que está lleno de imaginación, ficción.

 

¿Un mensaje a los jóvenes que se inician en la poesía?

Primero la educación, segundo la educación, y tercero la educación. Para el poeta hay tres tareas principales, primero leer, segundo leer, tercero leer y no quedarse nunca en ninguna de sus etapas, siempre ver la poesía como una experiencia que hay que superar.

 

 

9 El poeta Fernández, leyendo versos de su libro

El poeta Fernández, leyendo versos de su libro

CARTA DEL POETA RAÚL ZURITA

Queridísimo Francisco,
te escribo para comentarte la tremenda impresión que me ha causado La Invención de las constelaciones. Está entre los libros más bellos que he leído en mucho tiempo y me dejas admirado, maravillado. He visto muy pocos poetas que reúnan como tú lo más tangible y concreto con el máximo vuelo, lo real y tangible con el sueño, la experiencia cotidiana con lo trascendente, que reúnan en una sola voz lo mejor el exteriorismo con su capacidad de nombrar las cosas, con su concreción, con no perder nunca de mira lo que se está mostrando; con el vuelo metafísico de los grandes poetas de la visión interior. Es realmente conmovedor y admirable, tú juntas a Pound y Cardenal con Rainer María Rilke y creas algo nuevo. Es un exteriorismo que no se automutila, que no renuncia a la subjetividad ni a la invención, es decir, que no renuncia al desgarro de la propia experiencia, a la experiencia de la propia debilidad, de la senectud y de la muerte ni a los ángeles sin por eso caer en la absoluta subjetividad de todo del (para mí insoportable) pequeño dios del creacionismo ni en los malabarismos gratuitos de los neo barrocos.
Me maravilló Francisco, tus poemas son concretos y al mismo tiempo de un gran aliento, los ves, los sigues con la mirada y a la vez los sientes, tus ángeles son reales, tan reales como esos ángeles de Nikos Katzantzakis en La última tentación de Cristo que descienden al huerto de los olivos para mirar a Jesús y se maravillan de la belleza de la tierra y se dicen que ese es el Paraíso. Tus poemas de amor son maravillosos. Gan poesía Francisco, eres un notable poeta. Y vaya que es difícil serlo después de Cardenal. Tú permites que todo lo humano; le sueño, el mito, la vida diaria, el génesis y el apocalípsis, entre como todo entra en el poema sublime del Canto de la criaturas de San Francisco. Tú dejas entrar a la hermana muerte personal, pero también a la vida y tu poesía es conmovedora entre muchas otras cosas porque lo que dices es más verdadero que la palabra verdad: es alta poesía.
Perdona lo desordenado de esto, hay muchas otras cosas que quisiera decirte y que ya irán saliendo, fue una gran alegría verte a ti y ver a Gloria, todo el cariño a ambos, todo el amor mío y de Paulina.
Raúl

 

10 Eugenio Montejo, Jacqueline Alencar, Alfredo Pérez Alencart, Pompeyo del Valle y Raúl Zurita (Salamanca, 2005)

Eugenio Montejo, Jacqueline Alencar, Alfredo Pérez Alencart, Pompeyo del Valle y Raúl Zurita (Salamanca, 2005)

 

 

 

 

Aún no hay ningún comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *