En las cortinas del aire

FELICIDADES A Alfredo Pérez Alencart, por su cincuenta aniversario. Hoy se presenta «Arca de los Afectos», en la Sala de la Palabra. A las 8 de la tarde. El acto será presentado por Pilar Fernández Labrador.

Mis felicitaciones con  es este poema que escribí para este libro.

 

Sembrador de sueños,

de vuelos de palomas,

por el cielo infinito.

Envuelves en tu palabra

la tarde que sabe a mar,

a cicatriz, a tierra herida

a lejanía de sombra,

en el acantilado de las palabras,

heridas de luz.

Es tu mar la añoranza,

la tierra un interior de paz,

un atardecer de un cielo

infinitamente

lleno de ti,

como el canto del pájaro,

en los valles de la melancolía.

En la palabra

vuelves a ti

al sabor de la cancela abierta

en tu paisaje.

Bajo las cortinas del aire

no hay más luz

que el sol.

Una nube se desmorona

en el crepúsculo

y llena el universo.

En tu camino

que es largo

he aprendido lugares

jamás encontrados

hermosos como la luz

inmóvil,

como  las horas que huyen,

que se borrarán para siempre.

La última luz viva de la tarde

es viaje hacia la noche.

Tus palabras son

de aquellos lugares

en los que el aire

invisible

es de claros amaneceres.

Tu existir

percibe el pensamiento,

por la arena de mares

en las horas que pasan,

en la eternidad del tiempo.

Hermano, tu fe es el cielo,

que me enseña a volar,

la esencia de tu vivir,

tu poema es magia, es sueño

se hace mi fe,

mis horas compartidas,

en el cálido jardín del pensamiento.

Salamanca, 30 de agosto de 2012

José Amador Martín.

2 comentarios
  • avatar
    Santiago Redondo Vega
    enero 23, 2013

    No siempre la compañía se ampara en la presencia física, también el espíritu es fuerza para estar en el día, en la hora y el lugar preciso en el que un poeta cumple medio siglo. Vaya desde aquí mi compañía y afecto con él y con vosotros para arropar a Alfredo Pérez Alencart en esta onomástica de su vida y su pasión por la palabra. Un abrazo.

  • avatar
    elena díaz santana
    enero 23, 2013

    Enhorabuena José amador por este bellísimo poema dedicado a Alfredo Pérez Alencart, un salamantino de adopción y sentimiento al que la poesía ha sanado y sana de estar lejos de su querida tierra, y que ha venido a Salamanca a ponernosla patas arriba, llena de POESÍA Y POETAS, y al que los afectos que se lleva ya, no le caben en el arca.
    Felicidades Alfredo por ese medio siglo sembrando palabras y ¡ gracias !
    Un abrazo, Elena Díaz.

Deja un comentario