Colaboraciones de Montserrat

Dos poemas de Montserrat Villar

  I Porque la vida es esto que no tengo entre mis manos. Es días de sol y días de niebla, lluvia y aire que me roza la piel, calor que me templa.   Porque la vida es esto que no veo pero marca. Son palabras insidiosas, insultos y desganas, son regalos inesperados de cafés con grandes hombres y encuentros de dulces almas.   Porque la vida es esto y aquello, … es ...

Augusto Dixit. Poema dedicado a D. Miguel de Unamuno

Foto: José Amador Martín Siéntese, Señor, acaso con las sombras del ocaso su cuerpo terminará en una niebla y yo he regresado a recordárselo. Su Dios poeta ha creado el mundo que su pluma aún dibuja. Sancho Panza dirige este cotarro, soñando que es la ínsula de su amo. Su Dios, con temple y caligrafía le deja seguir soñando que usted crea, redimiendo con sus hilos ...

Palabras de mármol. (Tríptico de mármol)

  Cada palabra que escribo, cada palabra que callo, me acerca más a la muerte de la que todavía escapo. Cada silencio que otorgo, cada sueño que duermo, me lleva más al borde de la nada en la que todavía no acampo. Palabras, palabras de tinta, de plata, de aire, de agua. Palabras, palabras de siempre, de ahora, de nunca, de mármol. Foto: José Amador Martín.

Dos poemas

Los cipreses Los cipreses no forman bosques, pero sí cierran sombras de cuadriláteros. Los cipreses no son resortes de nada nuevo. Son flechas que clavan en tierra algunos huesos. Son ingrávidas sombras que vigilan los huesos que los abonan. Son espectros sin alma. Dios y el amor son figuras aprendidas y capturadas de las que nunca dudamos en la infancia, idealizándolas hasta la máxima necesidad de creer ...

Poemas. Montse Villar

Los niños juegan a la guerra con balas que matan verdades. Yo jugaba con dulces armas que brindaban risas y tardes.   Los ojos se les han hundido por el odio, cieno de  vivos, su muerte, anónima sangra en la desidia de nuestra alma.   Nuestras miradas eran brisa de atardeceres y playas, sueño de la futura noche que abrazaba almohadas.   Mis niños son las ausencias de los recuerdos de ...

Botones y silencios

Hay botones que coses y descoses en silencio esperando el regreso a la mañana. Y el día se despierta enhebrando su luz a tus dedos como agujas soleadas. El silencio se mantiene y regresas a tu cama deseando que un cuerpo la venza transformada. Solo encuentras un botón hueco de hilos, amarrándose a la nada, vencido y torpe en las deshabitadas sábanas. Tus rayos de luz lo recogen sin esperar palabras. Lo observas, ...

Recent Comments by Montserrat Villar

    No comments by Montserrat Villar yet.